lunes, 16 de noviembre de 2020

La Fuerza Esmeralda de la Voluntad. EP

 



Sandra Gómez

 

Estimado lector, el mes de noviembre es un mes que nos invita a poner en la balanza nuestros logros y propósitos, nos invita a construir nuevas metas y nos presura a cumplir con algunas del año en curso; cualquiera que sea tu caso, es común pensar en la FUERZA DE LA VOLUNTAD; y pensar que es por falta de esta actitud lo que nos ha impedido realizar lo planeado, de antemano les digo que no es tan simple la respuesta. Podemos controlar nuestras acciones, pero no las actitudes de las personas quienes nos rodean o lo que acaece en la Naturaleza.



Veamos entonces lo que es la voluntad de acuerdo al diccionario de la Ciencias de la Educación. (Del Lat. Voluntas, voluntad, deseo). Capacidad de un ser racional para adoptar un determinado tipo de conducta, una determinada actitud o postura; capacidad para realizar determinadas acciones que, de antemano, se había fijado o propuesto el individuo. En este sentido la voluntad se puede entender como la capacidad consciente para planificar el propio comportamiento, para fijarse una serie de metas y, por lo tanto, para establecer la propia escala de valores (Dicc. C.E.; p.1408).


Por otra parte, el miedo se relaciona en educación a la ansiedad, angustia e incluso fobia para realizar algunas actividades, y algunos padres y maestros ocasionalmente lo señalan como falta de voluntad.





El miedo de acuerdo al diccionario se define como una reacción emocional natural ante amenazas reales o imaginarias que tiene la función adaptativa de preparar fisiológicamente al organismo para una posible huida. La reacción de defensa ante la sensación de peligro inminente también puede provocar en otras ocasiones una respuesta de inmovilización. Es sinónimo de temor, y debe distinguirse de la fobia, que es un miedo especifico, desproporcionado, irracional y aprendido, que conlleva a respuestas motoras a evitación del objeto que la produce. Algunos estímulos o situaciones producen miedo de modo innato, incondicionado (p. ej., ruidos fuertes o estímulos nuevos), pero la mayoría se aprende a lo largo de la historia individual. En la literatura psicológica es frecuentemente como equivalente a ansiedad (Dicc. C.E.; p.953).


Los padres o maestros nunca sabremos qué tan importante son nuestras palabras al despedirnos día a día de nuestros seres queridos. No hace falta un viaje de varios días para dar la bendición y despedirnos con una frase llena de amor; ¿Solo falta VOLUNTAD para cambiar las relaciones intrafamiliares?, ¿Me falto voluntad para cumplir mis metas?, ¿A qué tengo miedo?, ¿Ese miedo me paralizo?, el tema introduce algunas preguntas que incluso forman parte de los propósitos del Ser Humano en Formación.


En esta ocasión deseo presentar como recurso didáctico a la película de ciencia ficción presentada en 2011 de título “Linterna Verde”, para trabajar el tema de la VOLUNTAD. Veamos a la voluntad como una capacidad consciente en desarrollo de nuestros hijos y/o alumnos para elaborar algún plan de los comportamientos a seguir ante las metas fijadas en conjunto. Algunos ejemplos de comportamientos son: entregar los trabajos en tiempo, no hacer trampa como por ejemplo plagiar, decir la verdad, cumplir con las citas acordadas en Zoom.






Sinopsis de la película Linterna Verde. Al inicio de la película, muestran que Joan está volando un F-35 en contra de ciber-aviones a los que nunca se han vencido debido a la alta tecnología que manejan; en el ejercicio los lleva a una altura superior a la pre-acordada en donde el funcionamiento de las naves se ve mermado y es entonces cuando logra debilitar sus defensas y puede derribarles. En ese ejercicio su vida corre peligro y nos presentan el recuerdo del accidente de su padre... el personaje de niño vio cómo su padre perdió la vida en un accidente aéreo y la última frase que le dijo este le marco su vida: “Solo sé que mi trabajo es no tener miedo”.


A lo largo de la narrativa se presentan algunas frases que vinculan a las fuerzas de voluntad y a la fuerza del miedo; expresa el grupo de guardianes del universo que sus anillos de esmeralda se cargan de energía a través de la fuerza de voluntad. Uno de los guardianes herido por Parallax pide llegar a un sitio en donde existan seres vivos, llega al planeta Tierra y le pide a la esmeralda que acompaña su anillo que “escoja bien” en referencia a buscar un sustituto digno de utilizar su “poder”.


A la par de la llegada del extraterrestre, Joan ha sido censurado por sus compañeros de trabajo y le advierten que se cuide. En el inter la esmeralda esférica verde se lo lleva a la presencia de su “dueño” y brevemente le explica que el anillo lo ha elegido y que esa elección es certera.


Él es llevado a la presencia del resto de guardianes, quienes fueron citados de todo el universo para advertirles del supervillano del Universo DC, Parallax quien es la encarnación del miedo. En su sesión plenaria de guardianes del Universo le conocen y le asignan tutores para ser entrenado en el uso de su poder. Ahí le explican que su miedo es su enemigo, y que se vence con el uso de la fuerza de voluntad.


Es importante señalar que la mente solo crea aquello que conoce, en las escenas Joan se defiende creando las armas que conoce, como espadas, cohetes, proyectiles, se defiende con bloques, se aísla con planchas de acero, etc.  Lo rescatable de la narrativa es señalar que solo puedes crear con el anillo algo que previamente has imaginado.


La estrategia de los mentores guardianes de la galaxia es hacerte creer en ti mismo y enseñarte que el exceso de confianza y soberbia pueden mermar tu fuerza de voluntad. Deben tener presente siempre que el miedo es una fuerza equivalente a la fuerza de la voluntad.


Una de las claves que encuentra su compañera humana para sensibilizarle es lograr que Joan comprenda que “El valor no es la ausencia de miedo sino el encontrar dentro de sí cómo enfrentarlo” vs. decir que uno no debe sentir miedo. Es importante aceptar que se tiene un problema, igual de importante es aceptar el miedo. Le advierten que los niños lo piensan como si la ausencia de miedo es voluntad y no es una cosa o la otra.


Poseer el anillo es un gran honor y responsabilidad, recuerda Joan, y ante su duda de ser una persona “valiosa”, su compañera y amiga le dice que ella sí ve ese valor, pero que eso no es tan importante como que el mismo lo crea.


El líder de los guardianes de la galaxia le dice que el grupo es tan fuerte como la suma de sus voluntades y vulnerable a través de su eslabón más débil. En otras, palabras la duda de alguno de ellos les debilita. La imaginación crea lo que conoce. La voluntad te hace actuar mientras que el miedo te bloqueo y te hace débil; hace tus creaciones débiles; debes controlar tu miedo, con miedo no actúas, no te defiendes y si no te defiende mueres. 


Otra de las frases que podemos tomar de la película es la de “Toma todas las oportunidades cuando aparezcan” el padre dice al científico infectado por Parallax. “Hay gente que piensa y gente que hace”; a lo que contesta Joan, pero “yo no podría hacer lo que hago si la gente que piensa (científicos) antes no lo hubieran hecho”.





REFLEXIÓN en mi formación académica como orientadora, siempre se nos pidió que, para escuchar y/o trabajar con menores de edad, estos siempre deben estar acompañados de un adulto; ¡no trabajo con menores de edad sin cumplir este pre-requisito!, Lo que me permite acercarme al ambiente (clima) del paciente, ver su interacción y corroborar lo que me cuentan con la lectura de su comunicación no verbal (lenguaje corporal).


En consulta bajo casos de niños con miedos, siempre les pido a los niños en presencia de los padres que den valor a la sensación que nos produce el miedo, este es sano porque nos hace estar alertas ante ruidos extraños, situaciones desconocidas, “encienden” al sexto sentido, apoyan a el sentido común, en fin. No debemos buscar la ausencia de miedo, esto sería una patología, lo que debemos buscar es aprender a actuar y enfrentar aquello que nos da miedo. Para ello primero debemos localizarlo, y dividirlo en partes es decir objetivos o metas cortas, y así llegar a cumplir nuestro propósito.


En este diciembre regala esmeraldas, y enseña a la persona a quien amas que estás ahí para apoyarle en sus decisiones, ofrece tu apoyo y déjale actuar; potencializa su fuerza interior, ayúdale a confiar en sí mismo. Maestros y padres debemos tener claro que no debemos hacer lo que ellos mismos pueden hacer, debemos empujarles a ser independientes, ser libres emocional, física y económicamente. Sé feliz; disfruta el proceso creativo de la Navidad, comenta, comparte... Hasta la siguiente Historia de vida. Dra. Sandra Gómez Patiño.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario