martes, 13 de septiembre de 2022

Descuidan espacios públicos


 

Juan José Ríos Ríos

 

 

Los pocos espacios públicos que hay en Ciudad Guzmán y que fueron hechos para la celebración de actos culturales o eventos de otro tipo, o bien para mejorar el aspecto físico del Centro Histórico, como lo son el Jardín Cinco de Mayo, el Foro Luis Guzmán y el Kiosco de esta plaza principal, se vienen deteriorando por el paso del tiempo y, sobre todo, por el uso y abuso que se hace de éstos al ser escenarios de actividades que los afectan sin que nadie ponga orden o cuando menos hagan las reparaciones que ya requieren.



            Bien es cierto que estos espacios públicos fueron hechos para ser usados, disfrutados y como parte de lo que se considera equipamiento urbano, cumplen una función social para la celebración de eventos masivos, culturales y sociales, pero el hecho de que estén donde están no necesariamente deben ser objeto de actos de vandalismo o por actividades que generen su deterioro y, más que nada, para que el área de Patrimonio Municipal o de Cultura en el Municipio de Zapotlán el Grande no los consideren como dignos de preservarse y de mantenerse en condiciones mejores a las actuales.


            En Foro Luis Guzmán tiene varias de sus partes afectadas, ha perdido algunas de las losetas del material con que originalmente se le construyó, lo que ha venido sucediendo desde hace algunos años atrás y que de hecho se denunció en su tiempo, pero que ha continuado al grado que deja mucho que desear por el estado en que se encuentran, lo que requiere más de voluntad de la parte obligada que recursos en abundancia para su reparación y, sobre todo, que se reglamente y vigile su uso.





            El Kiosco de la Plaza Principal o Jardín Cinco de Mayo, que fue  un proyecto/donación del mismo, no del costo de la obra en sí, por parte del Arquitecto Vicente Mendiola Quesada, construido en el gobierno municipal encabezado por el licenciado Carlos Páez Stille (1980/1982), obra que en casi cuatro décadas ha perdido muchas de sus partes conque originalmente fue edificado, como es el caso de sus fuentes, hoy convertidas en espacios para que las personas se sienten, independientemente de los deteriores que tiene en algunas partes de su enorme estructura.


            Por lo que se refiere a la plaza principal o Jardín Cinco de Mayo, fue durante la administración municipal del licenciado José Luis Orozco Sánchez Aldana (2012/2015) en que se le hizo la mayor obra de reconstrucción y modificación de los tiempos modernos, donde se canalizaron recursos públicos con el destino a ser un sitio para el esparcimiento y disfrute de los habitantes de la ciudad y quienes visiten el lugar, lo que lamentablemente se ha convertido, los fines de semana, en un coto de pocos comerciantes que se dicen ambulantes, creando un caos y muchas limitaciones a quienes frecuentan el lugar los fines de semana.





            Por ello no hay, sábados y domingos, espacios para que los ciudadanos puedan dejar estacionados sus vehículos, los espacios los ocupan los comerciantes o los denominados juegos mecánicos, cierran prácticamente la parte norte de la plaza por donde las personas no pueden ingresar a la plancha de concreto. De igual forma con sus instalaciones dejan sin poder usar, por los demás visitantes, las bancas, las tapan o las usan para colocar su mercancía o sentarse los encargados de los diversos puestos que se instalan por casi todo el jardín. No menos lamentable es el sitio donde se colocan quienes colocan sus carros de paletas o nieves, las aguas saladas que se salen de éstos tienen afectado el piso, cuando debiera, cuando menos, obligárseles a que pongan recipientes que aparen los líquidos y de esa manera evitar caigan al piso, dañándolo.


            Las áreas de Patrimonio Municipal o Cultura, ¿harán algo al respecto?

           

No hay comentarios.:

Publicar un comentario