martes, 16 de agosto de 2022

Vecinos ignorados



Juan José Ríos Ríos

 

 

Un trato de desprecio, de no darles la importancia que tienen como personas, como ciudadanos afectados, es lo que han recibido los vecinos de la colonia Gándara Estrada, de Ciudad Guzmán, que, pese a su oposición, de no haber sido consensados por las autoridades municipales de Zapotlán el Grande en la construcción de una obra, ésta se inició en terrenos aledaños a donde viven y que les está causando varios y serios problemas que se pueden agravar.




            Así lo denunciaron a través de una grabación difundida en las redes sociales, grabado y difundido precisamente en la zona de afectación, un presunto parque de agua que serviría para almacenar agua de lluvia, pero que se está llenando con agua que emerge del subsuelo tras de que se hizo una excavación de alrededor de seis metros de profundidad, según se ha dicho en anteriores ocasiones.


            Esta obra, de la que también se ha señalado tiene un costo de $6.5 millones de pesos, no pasa de ser un foso peligroso para los habitantes del área donde se ubica, pues en el estado actual en el que se encuentra no le fue colocada barrera alguna para evitar que caiga una persona, un niño, sufriendo las consecuencias que pudieran costarles hasta la vida. Además, por ser un foso con agua, será un criadero de moscos que tendrá en jaque a los vecinos y a cuanta persona viva cerca, constituyendo un agregado más de riesgos para ellos, según sus propias quejas.





            Esta obra, junto con el estado general que guardan las calles y avenidas de Ciudad Guzmán, son los señalamientos más recurrentes no solamente por los vecinos de la colonia Gándara Estrada, también de un amplio sector de la sociedad, destrozos de calles de los cuales se han hecho cartones divertidos pero con un sentido muy crítico, mostrando una realidad que no se capta, que no se le pone la atención ni tampoco se atiende por las autoridades locales, ignorando todo como si no fuesen una realidad palpable.


            Se considera que en lugar de la obra cuestionada en la Gándara Estrada, el dinero que se canaliza para algo que ya está demostrando no tiene sentido o beneficio alguno, al menos en la idea con la que se priorizó, debió haber destinado para la debida reparación de calles y avenidas, evitando el bacheo que se está practicando que, por la gran cantidad de lluvia que cae y por el constante paso de los vehículos, está resultando inútil, dinero tirado que no ha resuelto el problema como se requiere, de fondo.


            Los vecinos de la colonia Gándara Estrada estarían más conformes si en vez del “parque de agua”, el dinero de su costo se hubiese destinado para el arreglo de las calles de su colonia, que por cierto denuncian están en peores condiciones debido a las maniobras que se hicieron para el inicio del proyecto, pues los vehículos utilizados para movilizar o extraer la tierra, dejando en un estado pésimo las rutas utilizadas y que son parte de los medios que utilizan para transitar los mismos vecinos molestos que, según lo difundido útilmente, parece que están dispuestos a realizar manifestaciones públicas, para ver si así el alcalde, cuando menos, se digna en atenderlos.





            El tiempo pasa, los problemas siguen latentes, los vecinos y habitante de Ciudad Guzmán están molestos, hay quienes han sufrido daños materiales en sus vehículos al caer en los grandes pozos que se han producido, lo que tal vez los orille hasta proceder a demandar a las autoridades para que les cubran los gastos de reparación, medida que, incluso, incitan a tomar a los afectados otros ciudadanos que se han dado cuenta del problema o que han sufrido afectaciones también, por lo que tal vez haya acciones de este tipo en contra de la autoridad local que, hasta el momento, no da una.

           



            

No hay comentarios.:

Publicar un comentario