martes, 9 de junio de 2020

Se incrementa la movilidad y los contagios





>En cuanto a las medidas preventivas como quedarse en casa, donde llegó a estar 60 por ciento de la población en aislamiento, pero ahora se registra sólo 30 por ciento, y el no uso de cubrebocas.


Laura Sepúlveda
El Volcán/Guzmán


En próximos días, el Centro Universitario del Sur (CUSur), de la Universidad de Guadalajara (UdeG), contará con un laboratorio de primer nivel para detección y diagnóstico del COVID-19 en beneficio de la región Sur de Jalisco, informó el Rector de este plantel, Jorge Galindo García.



Al presentar la Sala de Situación en Salud por COVID-19 del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS) a presidentes municipales de las regiones Sur, Sureste y Lagunas, Galindo García dijo que con ello se permitirá tener datos más precisos para la toma de decisiones.

“En Jalisco actualmente hay 80 municipios activos con COVID-19. Últimamente, en la zona Sur se ha potenciado, ya tenemos una muerte, lo que lleva a tener medidas más contundentes ante esta situación. Estaremos más en contacto con los municipios”, subrayó.

El Rector del CUCS, José Francisco Muñoz Valle, dio a conocer todos los esfuerzos realizados por la Sala de Situación integrada el pasado 12 de febrero, labor que fue reconocida por la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES) en días pasados, al declarar que la UdeG es una de las instituciones con mayor difusión y acciones ante la pandemia.




Lamentó que en los últimos días se haya registrado un incremento en el número de casos positivos, los cuales son el reflejo de la relajación de la población en cuanto a las medidas preventivas como quedarse en casa, donde llegó a estar 60 por ciento de la población en aislamiento, pero ahora se registra sólo 30 por ciento, y el no uso de cubrebocas.

“El grado de movilidad se ha incrementado de manera relevante; tenemos que seguir generando información de cuidarnos y quedarnos en casa”, subrayó Muñoz Valle.

Sobre el Call center donde se atiende a las personas que tienen sospechas de padecer la enfermedad y que son canalizadas a los laboratorios de la UdeG, dijo que, de recibir 200 llamadas por día, la cifra se ha incrementado hasta 500 por cada 24 horas.

Jorge Hernández Bello, integrante de la Sala de Situación en Salud, explicó que “estamos ante tres panoramas con base en los niveles de aislamiento, el más favorable para Jalisco es que el pico de la curva se dé hasta septiembre u octubre”.

“Muchas personas ven mal que nos extendamos porque están enfadados, pero lo que se tiene que tener en cuenta es que mientras más cercano sea el pico, julio o agosto, el impacto es mucho mayor para la sociedad, serán más casos y más muertes. El panorama que quisiéramos es el de septiembre, que permita que el sistema de salud siga manteniendo la capacidad hospitalaria, es un sacrifico mantenernos más tiempo en casa, pero es un beneficio muy importante”, apuntó.

Durante la reunión, en la que estuvieron presentes los presidentes municipales de Zapotlán El Grande, Amacueca, Concepción de Buenos Aires, Gómez Farías, Pihuamo, San Gabriel, Tamazula de Gordiano, Teocuitatlán de Corona, Zacoalco de Torres y Tapalpa, fue presentada una propuesta de taller para los municipios, cuyo objetivo es identificar zonas de riesgo municipal e implementar estrategias de promoción y prevención del COVID-19, en un trabajo conjunto con investigadores del CUSur.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario